El Mundial es un buen escaparate, pero la Real trabaja en otros frentes para completar su plantilla, después de cerrar su staff técnico

302

PUBLICADO EN MUNDO DEPORTIVO GIPUZKOA

Cosiendo las costuras

El momento es fundamental para la Real. Roberto Olabe ha conseguido hilvanar un equipo numeroso para arropar a Asier Garitano al frente del primer equipo, eso sí, sin ninguno de los técnicos que habían conseguido un juego excelente la anterior temporada y con más complicaciones para sacar buena nota en la última. El cambio de ciclo ha sido total en lo que se refiere al staff técnico, mientras algunos de los que estaban caen a los equipos de formación, como el caso de Mikel Labaka, que acompañará a Imanol Alguacil como segundo en el Sanse, mientras Aitor Zulaika adquiere la coordinación de los siguientes equipos, a la vez que acompañará a Sergio Francisco en el tercer equipo que juega en la Tercera División.

No se toca al entrenador del juvenil de honor y un año más Xabier Mikel Arrieta podrá seguir con la puesta en marcha de los chavales que ya vienen con el pensamiento de llegar un día a vestir la camiseta de la primera plantilla, como tantos otros vienen haciendo con más o menos participación según el entrenador que los reciba. Parece que en ese aspecto, Garitano asume la filosofía del club, aunque es de suponer que haya consensuado con el director de fútbol del club la necesidad de reforzar algunos puestos que en la pasada temporada mostraron carencias. Tres fichajes están en cartera.

Ese es ahora el trabajo en las oficinas, el de buscar a los mejores jugadores al alcance para completar la plantilla. Muchos hablan de Mikel Merino como el jugador que podría engarzar la zona del centro del campo. No es que el navarro haya tenido mucha participación ni en el Dortmund ni en el Newcastle en las dos últimas temporadas, pero algo tiene que tener el agua cuando la bendicen y varios clubes apuestan por él en sus opciones de fichaje. Se habla también de pagar alrededor de doce millones de euros, casi nada, por su llegada a la Real. Al parecer lo consideran como el complemento adecuado para Illarramendi y todos los demás que andan por esa zona del campo realista.

No se deja a un lado lo que pueda ofrecer el mundial de Rusia, aunque seguro que los que se luzcan tendrán muchas novias y sin competición europea que echarse a la boca quizás la Real esté un poco descolocada para la subasta. Llama la atención que dos delanteros que pasaron desapercibidos por aquí como Seferovic y Finnbogason sean de los destacados en los dos primeros partidos de sus selecciones, incluso este marcando el gol que les igualó a la Argentina de Messi. Por cierto, dos delanteros adjudicados al curriculum de Loren que algo les debió ver y que, en efecto, algo tienen aunque en Donostia aún no habían explotado. También Vela empezó como titular en la inesperada pero merecida victoria ante el campeón en curso, Alemania. Y Griezmann es fijo en Francia, aunque no estuvo muy brillante para empezar, pero los galos sumaron los tres puntos, que es lo que cuenta. La decepción en las finanzas de Anoeta es que el de Macon eligiera quedarse en el Atlético de Madrid, con lo que no llegarán los veinte millones previstos en el contrato de su traspaso de la Real, pero queda, por contra, la opción de cobrar el doble si lo traspasan en un futuro por su valor de la nueva cláusula.

De los actuales realistas, la mejor parte se la ha llevado Héctor Moreno, con el triunfo de México, el único de los tres que pudo jugar en la primera jornada. Odriozola no salió al campo en el empate de España con Portugal ni ante el raquítico 1-0 a Iran y tampoco Januzaj en el hasta ahora triunfo más holgado, el de Bélgica ante Panamá. Pero el Mundial es un buen escaparate, solo eso, porque la Real mira y trabaja en otros objetivos para cerrar cuanto antes lo que cree necesitar para que la temporada que llega en agosto sea de de un cambio de ciclo con éxito.

Un laboratorio de futbolistas en Zubieta

El objetivo de Olabe ha sido completar una amplio equipo técnico para la primera plantilla, con los métodos más actuales de control de todas las cosas que rodean a un bien estudiado equipo de fútbol, incluidos los trabajos individuales específicos. Hoy se lleva trabajar con el ordenador en cada paso, con los estudios de cada movimiento del futbolista, desde los entrenamientos hasta los cuidados previos a los partidos y ese es el nuevo método que el director de fútbol implanta en Zubieta.

Ex realistas en banquillos exigentes

La nueva estructura técnica de la primera plantilla de Olabe se ha confeccionado sobre todo con técnicos que conoce de sus trabajos anteriores, sin recalar en los que han pasado o están en Zubieta, algunos de los cuales prosperan fuera. A remarcar el gran éxito de Arrasate y Alkiza al frente del Numancia, ahora acercados a Iruña para hacerse cargo de Osasuna y buen paso también de Imanol Idiakez, del Larnaka chipriota al Zaragoza, dos destinos exigentes que reconocen su trayectoria.

Imanol, Francisco y Arrieta al frente de la formación

El rompe y rasga ha sido en el cuadro técnico de la primera plantilla, pero la Real ha querido mantener a sus entrenadores de los principales equipos de formación. Jon Mikel Arrieta recibe a los más jóvenes en el División de Honor y los prepara como sabe para que ahora pasen por el escalón del equipo C que seguirá en manos de Sergio Francisco y en la escalera de ascenso sigue el Sanse, que, como estaba pactado cuando Imanol Alguacil se hizo cargo de la primera plantilla para completar la temporada tras el cese de Eusebio, vuelve al filial para trabajar con el buen hacer que viene demostrando y donde se siente más realizado. El éxito del trabajo de Zubieta queda reflejado en la constatación de que Olabe no le ha hincado el diente y el estilo se mantiene porque hay un dicho que también vale para el fútbol de que no toques lo que bien está y la formación de los chavales está en las buenas manos de Imanol, Francisco y Arrieta con sus ayudantes.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *