SOMOS DE ACT

1020

Y el equipo ha cumplido. Ha sido una temporada emocionante, llena de triunfos y banderas. Un verano con el que hemos soñado muchas veces y recordaremos otras tantas.

¿Quién no ha escuchado hablar este año de la Donostiarra? Comenzamos junio con “este año es nuestro año” pero claro, ¿qué año no decimos eso? Veíamos un equipo fuerte, grande y con mucha remada. Era bonito verlo, blanco, puro, impecable. Para nuestra alegría, llego la primera bandera y “este año es nuestro año” lo repetíamos con más ganas y ellos nos daban más razones para gritar, sentir, vibrar y sacar pecho de este nuestro club. Ha sido así, hasta el momento clave.

Somos guipuzcoanos y no lo podemos tapar. La ilusión ha sido tremenda, pero según nos acercábamos al objetivo, los pies no los colocábamos en la tierra, no, los hundíamos en la orilla. Nos hemos puesto nerviosos, taquicardicos, nos hemos gritado el uno al otro “¡suben dos, suben dos!” porque nos hemos encontrado con la realidad. 3 meses de emociones, de primeros puestos, de recibimientos, bien. Pero faltaba la guinda: el playoff.

Hemos ido a tocar la puerta de la ACT, de los grandes, de los enormes, de los que montan un espectáculo cada fin de semana que ni Justin Bieber. Y pensamos, ostras, que nosotros podemos formar parte de eso. En ese preciso momento, hemos temblado. Se preguntarán muchos: ¿por qué? si estáis al nivel. Porque el remo es duro, largo y a su vez muy corto, en pocos segundos puedes perder todo. Porque vas palada a palada y si lo ves regata a regata el vértigo se convierte en tu compañero. Porque somos muchos en un mismo bote. Porque son muchos en un mismo bote. No estamos solos y todos remamos.

Pero ha llegado el día. Amas, aitas, hermanas, amigos, txaranga, todos preparados para dar el calor que se merecen, pasara lo que pasara, ya se habían ganado nuestro respeto, apoyo y admiración. Y lo habéis logrado. Lo hemos logrado.

 

En días como hoy, a los que disfrutamos con el deporte nos toca agradecer. Eskerrik asko a todos aquellos que habéis formado parte de una temporada tan maravillosa, a los remeros por habernos hecho gigantes y a los que se quedan en tierra por haberlo hecho posible.

Pensaba que solo la Real podría ponerme los pelos de punta, pero estaba equivocada. Mila esker eta zorionak arraunaz gozatzeko aukera eskaini diguzuen guztion partez.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *